Diócesis de San Felipe adopta medidas para prevenir contagios de Coronavirus en las celebraciones litúrgicas


Para prevenir y combatir la pandemia mundial del COVID-19, se informa a la comunidad diocesana.

El Obispado de San Felipe manifiesta a toda la feligresía y población de 
la Diócesis la enorme preocupación por la pandemia detectada a nivel 
mundial conocida como ‘coronavirus’. Para prevenir y combatir su 
difusión se aconseja lo siguiente:

1. – Tal y como ha anunciado el Sr. Presidente de la República en el día 
de ayer, se suspenden todas las actividades pastorales y litúrgicas en 
las que vayan a reunir más de 500 personas.
2. Se dispensa del saludo de la paz, pudiendo saludar desde el propio 
sitio a las personas cercanas con un simple saludo.
2. Se pide a las personas que reciban la Sagrada comunión en la mano.
3. Se aconseja que tanto en los encuentros pastorales como en las 
asambleas litúrgicas, los feligreses se dispongan a un metro 
de distancia con la persona de al lado.
4. A aquellas personas que tengan algún tipo de afección respiratoria, 
se les pide que usen mascarilla, que se hagan ver con su médico y que 
permanezcan sin salir de su casa.
5. A aquellas personas que hayan tenido contacto con alguna persona que 
posteriormente dio positivo en el examen del coronavirus, siguiendo las 
indicaciones oficiales, se le pide que permanezca al menos 14 días en 
cuarentena.

El Consejo de Gobierno de la diócesis de San Felipe de Aconcagua 
aprovecha para desear a toda la feligresía un muy fecundo tiempo de 
Cuaresma, preparándonos para poder vivir la Pascua de Jesús Resucitado.

El Obispado de San Felipe estará en todo momento atento a las nuevas 
indicaciones tanto de la Organización Mundial de la Salud, cuanto a 
aquellas que sean anunciadas desde nuestras autoridades nacionales y 
locales.